sábado, 27 de abril de 2013

Cuidado y mantenimiento del camaleón de Meller ( T.Melleri )





Cuidados (caresheet)



Guía rápida para el cuidado del Camaleón de Meller.
Chamaeleo (Trioceros) Melleri
El camaleón gigante de Meller
(También llamado Camaleón de un cuerno o Camaleón de orejas de elefante)
Cuidados elaborados por el Mellerichams Yahoo Egroup.
Actualizado al 03-18-2005

Nota: ésta es una visión general muy breve de las necesidades básicas del camaleón del Meller. Siempre es aconsejable consultar al veterinario para ampliar los conocimientos sobre el reptil; es una ayuda para propietarios y veterinarios con poca experiencia en el manejo y tratamiento de esta especie. Recomendamos que se sigan los siguientes pasos: investigar los datos existentes sobre la especie para determinar sus necesidades, localizar un veterinario especializado en reptiles, construir un terrario o jaula adecuada, introducir las presas, comprar finalmente al camaleón. Una vez comprado acuda a la mayor brevedad a un veterinario para realizar un chequeo de la salud del animal y no esperar a que aparezcan los primeros síntomas de la enfermedad.




 

DESCRIPCIÓN DE LA ESPECIE
 Nacimientos.

Los camaleones cuando eclosionan presentan unas rayas negras y blancas y un peso aproximado de 20 a 100 gramos dependiendo de la edad y la longitud.

Adolescentes

El color de los adolescentes es verde oscuro con rayas blancas y el peso ocila por encima de los 100 gramos.

Adultos

El tamaño adulto de un camaleón se mueve entre 18 – 30” (46 – 76 centimetros) de largo, la longitud de la lengua aproximadamente entre 15 y 30” (38 – 46 cm). Los especímenes de tipo Gracile pueden llegar a alcanzar los 30”, y pesar aproximadamente 600 gramos.

El color de un adulto sano es de franjas alternantes con un color de fondo que lo cubre totalmente incluyendo cabeza y patas.El color oscila entre verde y verde azulado y franjas amarillas. Los adultos cuando están siendo manejados o alimentados también pueden mostrar colores blanco o negro. Compruebe más abajo los colores de estrés. Cuando el animal esté tomado el sol, los lados del camaleón pueden adquirir una coloración verde oscura muy sólida. El lado sombreado absorverá el calor con mayor facilidad.

Coloración de estrés: ante situaciones de tensión o emoción el camaleón adquiere una tonalidad verde oscura que cubre el resto del color del camaleón. Si la tensión aumenta el color se va volviendo negro en todas las rayas. En las tensiones de baja intensidad, como por ejemplo algunas infecciones parasitarias, el camaleón adquiere unos colores de marrón, rosa o gris y blanco a manchas. Si el estrés va aumentando el camaleón adquiere un color gris carbón hasta volverse un blanco con rayas amarillas. En estos momentos el camaleón está al borde de la muerte por la tensión tan extrema que está viviendo. No compre un Melleri que presenta una coloración gris o blanca. Un melleri enfermo presenta un color gris y negro y no es un buen ejemplar para la compra.


CONDICIONES Y LONGEVIDAD

Un camaleón de Meller bien cuidado podría vivir 12 años en cautividad. La mayoría de los ejemplares que proceden de la importación hoy día mueren a muy corto plazo en el mes posterior de ser comprados debido a las lesiones y  al estrés que sufren como consecuencia del proceso de la importación. Un melleri estresado necesita cuidados inmediatos de su dueño y veterinario para poder salvarle la vida.. Para profundizar en la información referente al aclimatamiento del Melleri: http://www.melleridiscovery.com/caresheet/Acclimation2.doc
Los animales sanos tienen una piel limpia sin rayas oscuras y negras o síntomas que la piel se está cayendo por una necrosis. Los camaleones pueden contusionarse fácilmente y presentar zonas de coloración oscuras producto del golpe pero se diferenciara claramente de las zonas afectadas por una necrosis.
Los adultos bien alimentados presentan una musculatura bien formada y no tienen estructuras de hueso fino. Las caderas, homoplatos y espina dorsal no deberían ser excesivamente visibles. Los ojos deben ser brillantes, claros y rápidos para poder enfocar los objetos que están a su alrededor. Las oquedades que contienen el ojo han de estar llenas con la cúpula de ojo sobresaliendo y sin ningún sintoma de escamosidades o necrosis.

Los adultos que ven comprometida su salud pueden exhibir la siguiente variedad de colores: gris oscuro, blanco con amarillo de fondo, una coloración general oscura, costras o escoceduras con heridas abiertas, dedos y garras de los pies faltantes, cuerpo esquelético, edemas (tumores),  ojos hundidos y cerrados,  nariz dañada y extremidades quebradas o deformadas.


NECESIDADES ALIMENTICIAS

Los ejemplares subadultos comen presas vivas del tamaño adecuado (igual a la longitud de la cabeza), como grillos pequeños, cucarachas jóvenes o larvas de polilla. Los subadultos consumirán aproximadamente unos 6 a 20 insectos por día dependiendo del proceso de crecimiento.

Advertencia: no suministre nunca insectos vivos que resulten ser demasiado grandes o que provengan de zonas que pudieron haber sido fumigadas o tratadas con algún producto tóxico que resulte fatal para la vida del camaleón.

Los adultos necesitan presas vivas de tamaño grande como grillos, polillas, mariposas, gusanos de seda, mantis, tenebrios, langostas y otras presas no tóxicas. Se recomienda retirar las patas traseras de los saltamontes, grillos , etc ya que podrían dañar la garganta del camaleón y además resultan indigestas. El melleri adulto también puede comer aves recién eclosionadas o lagartos de pequeño tamaño, y ranas no tóxicas y libres de parásitos. Si se alimenta en exceso al alimento vivo del camaleón suministrando demasiadas vitaminas pueden causar un edema mortal al camaleón (inflación de garganta o pecho). Es más aconsejable suplementar directamente encima de la presa que se le va a ofrecer al camaleón. Para la alimentación de las presas vea el manual de alimentación de las presas: 
Los ejemplares adultos en cautiverio mantienen un peso ideal si son alimentados con 2 o 4 presas diariamente o un día si y otro no. Los ejemplares procedentes de nuevas importaciones, hembras gravidas o ejemplares pequeños en crecimiento han de ser alimentados generosamente.
Antes de llevar el camaleón a su casa debería comprar alimento vivo de diferente tipo y mantenerlo adecuadamente. Para hembras gestantes o ejemplares en crecimiento será suficiente suministrar carbonato de calcio una o dos veces por semana. La especie Melleri le gusta ingerir ocasionalmente vegetales por lo que sería ampliamente recomendable introducir plantas vivas en el terrario para que el camaleón pueda alimentarse de ellas, siempre que no sean txicas y no hallan sido tratadas con ningún tipo de pesticidas o insecticidas. Para ver una lista de plantas que puedan alojarse en el interior de nuestro terrario sin ningún tipo de contraindicación vea la siguiente lista: http://www.iguanaden.com/diet/nontoxic.htm
No introduzca plantas artificiales en el terrario ya que el camaleón podría comérselas ocasionándoles graves problemas de obstrucciones intestinales y la posterior muerte segura del animal.


COMPORTAMIENTO TERRITORIAL

El Melleri es un camaleón sumamente territorial que considera que todo lo que este a su vista le pertenece y en consecuencia lo defenderá. Es por eso por lo que no es aconsejable introducir otro tipo de mascotas en el mismo espacio del camaleón. El acceso visual a otros animales (incluso otro camaleón de meller) y el tránsito humano en un camaleón recién comprado pueden ocasionarle tanto estrés  que podrían provocarle fallos en su sistema inmunológico, enfermedades y , finalmente, la muerte. Trate de diseñar un ambiente donde el camaleón no pueda verse reflejado en ninguna superficie y, en la medida de lo posible, coloque la jaula o habitáculo en un lugar elevado para ayudar al animal a sentirse tranquilo.


REQUISITOS DE LA JAULA

Los ejemplares jóvenes pueden ser alojados en jaulas con revestimiento de malla fina pero, sin embargo, los adultos necesitan una malla de mayor abertura para evitar que puedan hacerse daño en uñas y patas cuando trepen por ellas. Los adultos necesitan una malla de vinilo con unas celdas entre 1 y 1,5 cm.

El tamaño de la jaula debería ser tan grande como usted pudiera permitírselo pero recomendamos unas dimensiones mínimas para un solo ejemplar que sería 4” x 6” x 6” (1.20 x 1.80 x 1.80 centímetros), bien plantado con plantas vivas, robustas y fuertes desarrolladas en altura. Algunos propietarios utilizan lo que se denomina habitáculo de granja porque no les gusta enjaular al animal (ver más abajo) y estos resultan más adecuados para la salud física y mental de los camaleones. Los terrarios de pantalla total 260 galones desarrollados verticalmente resultan apropiados para las estancias al aire libre. Dentro del habitáculo han de introducirse ramas en una configuración diagonal para que el animal pueda tener una superficie considerable sobre la que desplazarse de un lado a otro. Debe proveer una distancia de seguridad de 10” (25 – 30 cm) desde la rama más alta hasta el punto donde el animal va a solearse. Las plantas del genero Ficus, como por ejemplo el Ficus Benjamina, resulta sin duda apropiados para esta especie de camaleón.


REQUISITOS DE ILUMINACIÓN

Las temperaturas óptimas diurnas oscilan entre 65 y 80ºF ( 18 y 26ºC ) y durante la noche temperaturas siempre por debajo de los 70 F ( 20ºC) estableciendo como límite de baja los 50ºF ( 10ºC). Establezca un punto de Spot caliente en un rango de temperatura de 80 – 90ªF ( 26ºC y 32ºC ). A partir de temperaturas comprendidas entre 83 – 90ºF ( 28 – 32ºC ) empiezan a observarse tensiones en el animal por el efecto de la temperatura elevada para su cuerpo.

Ponga una distancia de seguridad de unos 10” (25 – 30 cm) de distancia de seguridad desde el lugar donde se posa habitualmente para solearse al punto de calor establecido. El Melleri es un animal “experto” en quemarse con lámparas caloríficas, por eso conviene medir concienzudamente estas distancias para evitar las quemaduras al animal.

Humedad: es necesario ir alternando entre el 20 y el 90% de humedad a lo largo del día, no conviene establecer una humedad uniforme a lo largo de todo el día. El Melleri prospera en condiciones alternantes de humedad y enferma cuando las condiciones de humedad se mantienen constantes, desarrollando enfermedades bacteriológicas y fúngicas. La humedad baja permanente irrita los ojos y seca la piel haciendo difícil el proceso de muda. Por la mañana se recomienda pulverizar el terrario durante al menos 20 minutos ( trabajan bien los nebulizadores de Hudson) para dar la oportunidad al camaleón de hidratarse bebiendo. Luego es suficiente con pulverizar un par de veces más durante el día. Es suficiente con que el camaleón pueda beber agua en abundancia durante las mañanas.

Advertencia: cuando un propietario adquiere por primera vez al camaleón este viene con una serie de tensiones que hacen que tenga unas necesidades más elevadas de consumir agua, por lo que es recomendable pulverizar más de una sola vez para que el animal pueda hidratarse completamente, es necesario dar abundante agua al animal.

Si usted sospecha que su camaleón esta deshidratado es recomendable que consulte a su veterinario sobre la administración de bebidas con electrolitos como por ejemplo Pedialyte. Las señales de la deshidratación son la piel arrugada y el desprendimiento de escamas con solo el tacto del animal. Un método para saber si el camaleón está deshidratado consiste en sostener la barriga del animal entre el dedo pulgar y los otros dedos y pasarlo por encima de la piel, si esta queda arrugada formando pliegues es que el animal esta deshidratado. Señales como ojos hundidos, arrugados, lagrimeo y exceso de saliva al beber nos indican que el camaleón esta deshidratado. A menudo cuelgan de la boca del animal hilos de saliva que indican la necesidad de agua. Algunos dueños utilizan salas de hidratación para camaleones con un sistema de baño –  ducha.

En los días donde haya mucha humedad no es necesario usar el humificador adicional para los animales. Existen humificadores del ambiente de venta en muchas tiendas que resultan muy beneficioso para el terrario. Si aparece hongos o moho es que el ambiente está demasiado húmedo, por el contrario, estará demasiado seco si no pulverizamos lo suficiente. Si la zona donde va a ser alojado el camaleón se mantien constantemente con una humedad relativa del 70 % o superior:
-          Encienda lamparas caloríficas que ayuden a deshumedecer.
-          Verifique que el Hygrómetro se encuentra en perfecto estado de funcionamiento y calcule cuanto ha de durar el periodo de las lluvias.
-          Si el animal se encuentra fuera en el exterior asegure una zona cercada dentro de su habitáculo que se halle seca con una humedad entre el 20 y 40% y que todas las rammas que contengan se hallen igualmente secas.
-          Revise la superficie de la piel del animal para comprobar que no existen infecciones bacteriológicas de ningún tipo y no existe problema de salud alguno.

Dentro de casa es seguro utilizar nebulizadores o cámaras de lluvia cuando la humedad no sube del 20 – 40% . Puede utilizar aparatos que producen niebla para aumentar la humedad dentro del terrario pero asegúrese que la salida del mismo no incide directamente en los lugares donde habitualmente se coloca el melleri.


Dispositivos de riego

-          Spray de Hudson a la venta en tiendas dedicadas a la jardinería.
-          Botellas de goteo tipo “Dripper” de venta en tiendas especializadas en suministros para reptiles.
-          Humedecedores de ambiente mediante neblina artifical..
-          Humedecedores ultrasonicos de venta en tiendas de puericultura o suministros médicos.
-          Goteros y nebulizadores de uso exterior de venta en viveros.
-          Accesorios de grifería: tiendas para suministros del hogar.

Verifique la temperatura del agua con la que va a rociar el terrario. Use agua tibia para evitar quemaduras y resfriados. El camaleón se negará a beber agua que les resulte demasiado fría o caliente al igual que cualquier persona podría causarle daños en la garganta. Si el Melleri se muestra inquieto tratando de abandonar el terrario frotando su nariz contra la malla es que hay algo que no satisface sus necesidades y no le da la seguridad de poder encontrarlo dentro de su territorio. Verifique que todo lo suministrado dentro del terrario está en orden para poder determinar con claridad cuál es la causa por la que el camaleón está inquieto, seguramente siempre habrá algo que usted haya olvidado o ignoraba.


Limpieza de la jaula

Las bacterias y los hongos suelen ser los problemas más comunes y serios que pueden desarrollarse en el interior del terrario como consecuencia de una deficiente limpieza. Es necesario examinar la jaula muy a menudo en busca de señales de moho o bacterias, hay que retirar los restos de comida, los insectos muertos o los excrementos del camaleón en el suelo del terrario. Asegurese que el camaleón no está comiendo tierra de las macetas, de ser así esto indica que la dieta que le está proporcionando no está siendo la adecuada por la cual deberá restablecer aquello que necesita el reptil. Para la limpieza de la jaula debe asegurarse que utiliza productos de limpieza que no tengas residuos químicos peligrosos, existen productos indicado para los reptiles en las tiendas de suministros, jabones para mascotas o bebes como Palmolive. Los camaleones cuidan la limpieza de su ano después de defecar limpiándose contra ramas o plantas que actúan como si fuera un cepillo duro. Por esto deberá asegurar la limpieza de todas las ramas y plantas aunque parezcan estar limpias y no introducirlas hasta que se encuentren totalmente secas dentro del territorio del Melleri. No debe utilizar lejía ya que esta podría absorverse sobre la superficie aplicada y envenenar al reptil a largo plazo, enjuague muy bien todos los elementos con agua tibia para cerciorarse que no quede ningún resto de residuo químico.


Productos adicionales para el cuidado del Melleri

GSE nutribiotico, un antimicrobiano de espectro completo que acaba con todos los microbios, bacterias y hongos presentes en el terrario.

Productos desinfectantes destinados al cuidado de aves y pajaros.

Desinfectantes que actúan sobre seco y no es necesario aclarar.

Saniclens para limpiar dispositivos de riego.

Calcio para la administración sobre todo en ejemplares jóvenes, en formatos líquidos y en polvo.

Añada polen de abeja y espirolina ( algas verdes azules deshidratadas ) directamente a la dieta de los insectos o una vez que se van a ofrecer al melleri para su complemento dietético. Ambos disponibles en tiendas de dietética y salud.

Reptisafe y Amquel, son acondicionadores de agua para tratar el agua del grifo y convertirla en agua apropiada para los camaleones.

Estrés : la principal y constante preocupación del Camaleón Melleri. – ( Stress)

Muchas personas conocen los efectos que produce la tensión en los seres humanos, perdida de apetito, mal humor, tensión nerviosa, debilitamiento, anemias, infartos, etc. La tensión es considerada como uno de los males más habituales y existe toda una industria dedicada a ello conscientes de los efectos que producen en una gran parte de la población.  Imagine los efectos que podrían tener en un animal que no tiene ninguna preparación para afrontar este tipo de males. El Camaleón  de Meller es uno de estos animales y su dueño debe de afrontar el desafío constante de hacer frente a este mal sabiendo que a diferencia de otros animales aquí se juega con la vida o la muerte. De él depende que el camaleón con los cuidados apropiados tenga una buena aclimatación a la vida en cautividad o , al contrario, la falta de atención provoque en él la muerte.

Adevertencia: todo caso de tensión ha de ser tratado como si se tratara de una emergencia. La tensión nerviosa en un camaleón Melleri crece exponencialmente durante horas o días, al cabo de unos 30 días la mayoría de los camaleones importados mueren. El ciclo del estrés , ignorando huesos fracturados o lesiones, puede ser resumido en:
-          La exposición al estrés no se reduce ni se detiene.
-          Bajada de las defensas inmunológicas del camaleón.
-          Aumento explosivo de parásitos al romperse el equilibrio del huesped con el parásito.
-          Los parásitos comienzan a atacar los órganos del melleri, pronto este enferma y muere.
-          El melleri deja de alimentarse y desarrolla anorexia.
-          Ningún tipo de alimento es aceptado por el animal así que el sistema inmunológico cae en picado. 
-          El animal pronto se pone nervioso ante su situación tratando de escapar y produciéndose heridas sangrantes en nariz y patas.
-          Las heridas abiertas se infectan rápidamente.
-          El Melleri muere rápidamente  como consecuencia de la infección, deshidratación, hambre y dolor.

La siguiente tabla le ayudará a identificar correctamente las causas y los síntomas de estrés en su melleri.


TENSIÓN AMBIENTAL

COLOR Y COMPORTAMIENTO
Demasiado frio
Negro en todas partes, el animal está intranquilo
Demasiado caluroso
Presenta un color blanco desde la zona occipital a la cresta dorsal, tiene la boca abierta.
Humedad demasiado baja
La piel esta seca, arrugada, los ojos irritados, el animal tiene sed.
Humedad demasiado alta
La piel presenta infecciones, tiene las patas doloridas y dañadas, se sitúa en las ramas sin agarrarse
Hambre
Toma un color gris intenso, caza permanentemente, acude a las macetas a tomar objetos extraños.
Mala alimentación
Come abundante tierra de las macetas además de presentar un hambre voraz.
Presa demasiado pequeña
Anorexia, rehusa a comer o vomita a la presa.
Presa demasiado grande
Se retira, hace señales de amenaza, se ahoga.
Presa poco apetecible
Escupe la presa después de haberla comida en parte.
Ruido o vibración
Intranquilidad, tenso, no duerme, cree que hay otro camaleón cerca.
Jaula demasiado pequeña
Se mueve de un lado a otro, toca las paredes, roza su nariz, se fractura sus patas con la malla, presenta un color gris, se niega a comer y beber.
Visión de personas u animales
Se ve atemorizado, toma un color oscuro y permanece escondido, se oculta detrás de las ramas, no come.

TENSIÓN FÍSICA

COLOR Y COMPORTAMIENTO
Desequilibrio del parásito
Se vuelve oscuro, tiene diarrea y extreñimiento, heces mal olientes, no come, su cuerpo se debilita.
Lesiones de la importación
Se oscurece, no usa el miembro dañado cojeando, no come.
Hembra grávida
Toma color gris , negro y blanco a rayas. Movimientos lentos y torpes. Come tierra y se niega a comer y beber, se queda en el suelo de la jaula, comienza a cavar nidos y se ven protuberancias (huevos) en su torso.
Animal envejecido
Se niega a comer, beber, no se agarra con fuerza, permanece en la zona baja del terrario.




Coloración del estrés: el camaleón excitado o estresado comienza a mostrar un color verde oscuro que tapa por completo sus colores originales. El color verde va cambiando al negro. Cuando la tensión va en aumento empieza a extenderse el color negro como si fueran manchas en todas las franjas del camaleón. Tensiones de menor intensidad como una infección parasitaria hace que el camaleón adquiera tonalidades marrón, rosa, gris y blanco con manchas. Si la tensión va en aumento el camaleón adquiere un color similar al carbón gris tornándose en blanco con rayas amarillas, en estos casos el camaleón se encuentra al borde de la muerte como consecuencia de una tensión extrema. No compre nunca un camaleón con colores gris o blanco. Una hembra preñada tiene unos colores negro, gris y blanco rayado y los laterales hinchados por lo que debe ser tratada con cuidado y no es buen candidato para la compra.

Tensión con otros animales.
A medida que se va recabando información acerca del melleri vamos descubriendo que puede llegar a ser un animal más sociable de lo que parece. Numerosas experiencias de criadores experimentados demuestran que al parecer los ejemplares alojados individualmente llegan a desarrollar un tensión social ante la falta de individuos de su misma especie, esta podría ser la razón por la que llegan a ser tan delicados en la cautividad. Existe un alto índice de mortalidad en ejemplares que son criados en solitario por sus criadores, en cambio, cuando son mantenidos en colonias o grupos se muestran mucho menos tensos. Se ha aprendido mucho del comportamiento social de los melleris observándolos con este tipo de agrupamiento llegando a desarrollar comportamientos sociales complejos.  Cuando los animales deben competir por el espacio y la comida con otros ejemplares muestran una serie de comportamientos que no llegan a exteriorizar en condiciones normales. Al parecer estos animales en estado natural escogen a sus consortes para llegar a formar un harem de forma voluntaria, igual que lo hacen los humanos fruto de sus interacciones. Esto podría explicar, en parte, por que muchos animales se muestran apáticos y tristes al romper los lazos sociales con los que mantenían un vinculo en la naturaleza. Por esto situar de golpe y aleatoriamente dos sujetos al azar suele ser sinónimo de un fracaso seguro. En las importaciones a menudo se rompen los lazos de estos animales y eso parece explicar como muchos camaleones nacidos en la cautividad parecen adaptarse mejor a la vida en el terrario y establecen unas saludables relaciones con sus cuidadores para cubrir sus necesidades sociales básicas. Esto viene a confirmar por que el melleri tiene mejores expectativas de vida albergado en grupos en condiciones de semilibertad donde las condiciones sociales, de espacio y de comida son similares a las que tenía en la naturaleza. Esta es una cuestión bastante complicada que está siendo estudiada y será recogida en libros de camaleones.

Reconocimiento de los cuidadores y estrés ante los desconocidos.
El melleri llega a ser muy consciente sobre la identidad de sus propietarios. Aprenden a confiar en él porque saben que es el responsable de la comida y el agua, y actualmente se está estudiando si llegan a ser socialmente imprescindibles para ellos. El melleri memoriza la identidad de su propietario de la misma manera que lo hiciera sobre otro compañero. Un cambio de apariencia en el  propietario puede convertir al melleri estable en un animal enfadado y asustado con su nueva situación.  El simple cambio de apariencia estética como puede ser un vestido o un peinado muy diferente introducirá al melleri en una situación de tensión y estrés. Si usted temporalmente confía el cuidado de su melleri a un cuidador temporal usted podrá observar como este rápidamente se tornará agresivo y temeroso, ya que el melleri tomará a los desconocidos como una seria amenaza. La foto muestra como un camaleón nacido y criado en cautividad muestra su agresividad contra su mismo dueño tan solo por un cambio en las gafas. En la situación puede llegar asustarse incluso ante una cámara de fotos.  Esta es la imagen en que los camaleones demuestran mayor miedo. En la situación que narramos, una vez que el dueño volvió a colocarse sus antiguas lentes el melleri se comporto con normalidad de nuevo. Recuerde que tendrá que tener en cuenta las condiciones del ambiente y de usted mismo para saber cuál puede ser la causa de tensión en su melleri.

Vida cotidiana con el melleri – ( Daily life with Melleri )

Es muy posible que el propietario que tiene por primera vez un Melleri desconozca multitud de comportamientos que puedan asombrarle y pensar que algo no anda bien. Un Melleri es una especie de camaleón tan particular que nunca dejaría de escribir una lista. Debe de estar atento a todos estos comportamientos que nos indiquen cualquier síntoma de estrés o mal estar en nuestro Melleri.

Bostezando: el cuerpo tan grande de este animal hace que cuando bosteza sea un gesto verdaderamente amplio. Bostezar es parte del proceso de calentamiento que lleva a cabo el animal por las mañanas tratando de calentarse y puede llegar a hacerlo 3 o 4 veces consecutivas. Cada bostezo puede ir acompañada de una convulsión breve pero esto es normal en todas las especies de camaleones.

Estar atento: a veces ocurre que el camaleón permanece bastante tiempo con la boca abierta. Esto no es un bostezo ya que suele durar como mucho varios segundos sino que es síntoma que algo no va bien y como consecuencia el camaleón está sufriendo tensión, calor sofocante, dificultad respiratoria o cualquier problema serio.

Arqueando la cola: normalmente el melleri arqueará su cola con las primeras vértebras caudales hacia arriba cuando se sienta bien mientras toma el sol, haya una hembra receptiva o cualquier otro asunto que le resulte placentero.

Estar atento: cuando el melleri retuerce la cola es que existe algún problema serio ya que normalmente hacen esto cuando sienten dolor, incomodidad, otro ejemplar a la vista,  sienta terror, etc

Enrollar el labio: esta señal indica que el melleri esta solo levemente enojado por cualquier asunto como puede ser un examen veterinario, una manipulación excesiva,… esta señal es una advertencia para que usted deje tranquilo al animal esperando que este se reponga o de lo contrario podría iniciar una subida de tensión totalmente desaconsejada. Es necesario prestar atención a este tipo de señales para evitar situaciones complicadas.

Preste especial vigilancia: si de repente salta o respira aceleradamente después de enrollar el labio y va acompañado por gotas de saliva. Esta es una señal de una complicación respiratoria superior. La música suele disgustar al camaleón e incluso en los animales más tranquilos y convenientemente aclimatados suele estresarlos con facilidad. Siempre es mejor ser precavido y llevar al animal al veterinario antes que pecar de un exceso de confianza cuando usted observa algún síntoma raro.

Girar las solapas occipitales: solamente aquellas especies que tienen solapas occipitales pueden hacer esto. El Melleri es una de estas especies que puede desplegar fácilmente las solapas occipitales haciendo grandes alardes durante la comida, bosteza o masca pudiéndolo hacer una o dos veces. Un melleri puede controlar el volteo de las solapas por separado justo antes de mostrársela a su presa justo antes de lanzar su lengua para cazarla.

Estar atento: cuando el melleri voltea las solapas de manera ininterrumpida y deja entreabierta la mandíbula con cada movimiento. Son señales territoriales o de noviazgo. Debe ocultar el reclamo por el cual el melleri gira insistentemente las solapas con objeto que este no se agote y no se debilite. El melleri sabrá cuando continuar con la siguiente etapa de noviazgo.

Entrecerrar los ojos: un melleri puede entrecerrar los ojos como síntoma de enfado o terror, bien cuando su cuidador le retira la comida sin su agrado o algo se le acerca demasiado. Cuando el animal entrecierra los ojos no es una buena señal y es un buen aviso a su cuidador que algo ha de hacer para que las cosas marchen bien.

Estar atento: si el melleri entrecierra los ojos con demasiada frecuencia, si existe algunas escamosidades cerca del ojo o percibe que tiene dificultades para abrirlos completamente es posible que pueda tener alguna infección en el ojo. En este caso es mejor solicitar la asistencia de un veterinario. Puede intentar usted mientras tanto lavar ligeramente el ojo con agua tibia pulverizando suavemente. El veterinario corroborará si existe daño corneo o infección.

Extender la pata y sujetar su dedo: Probablemente su cuidador podrá pensar que está siendo atacado pero si el camaleón tiene su coloración normal que indica que está tranquilo, usted está fuera de peligro. El Melleri solo trata de apoyarse en usted mientras se queda quieto para subirse encima. Es sabido sobre todo en configuraciones de granja que los camaleones piden un paseo a sus cuidadores cuando lo ven pasar en uno de los gestos más bonitos y cariñosos de la especie.

Estar atento: debe de prestar atención a cualquier indicio que indique que su camaleón está mostrando agresividad. El melleri puede desplazarse rápidamente hacia usted clavando sus uñas de las patas delanteras en su mano para después posarse tranquila y pacíficamente.


Seguimiento con ojos y lengua: este es un comportamiento normal del melleri cuando reconoce a su dueño como una fuente habitual de comida. El camaleón tiene sus ojos en la posición binocular y deja entrever su lengua a punto de disparar. No importa donde usted se mueve porque el animal le seguirá con su cabeza atraído por algún botón brillante o algún color de su camiseta que le recuerde o haga pensar que es un insecto de los que toma habitualmente. Ha de tener cuidado para que su lengua no quede enganchada en algún botón u objeto que usted lleve y pueda ocasionarle algún daño.

Estar atento: no permita que su camaleón le lance la lengua excepto a sus dedos. Los camaleones pueden intentar disparar hacia su ojo ya que tiene un movimiento tentador y además es brillante. Solo por el mero hecho que su melleri lo sigue a usted con la cabeza no quiere decir que esté hambriento o mal alimentado, a menudo estos animales “entrenan” a sus cuidadores para que los sobrealimenten actuando a modo de mendigos agresivos.

Morfología estructural y colores: existe mucha diferencia entre los colores y la morfología de animal a animal. No hay por que preocuparse si usted tiene un melleri que no se parece mucho a los demás ya que es posible que sea una variante de la especie. De hecho no todas las formas han sido descritas y publicados y es posible que un ejemplar no muy habitual pudiera llegar a sus manos. Los cuernos han sido desprendidos en cautividad y algunas hembras los exhiben gastados de cavar sus nidos año tras año.

Colores: los dos tipos de coloraciones confirmadas que poseen los melleris son el color verde y amarillo a rayas alternantes y el color azul.  La variante azul tiene un color verdoso azulado con rayas amarillas, la cola, las mejillas y la cara indican el color azul más brillante.
La herencia de color azul no es muy comprendido hoy pero parece ser menos habitual en la cautividad, y no por ello es mejor sino solo diferente. Puede ser que las ventas de estos morfos sean más lentas cuando estos presentan una coloración más sucia de lo normal. Es por esta razón que los comerciantes venden antes aquellos ejemplares de colores más vivos condenando al azul a la muerte ante el tiempo tan largo que pasa no pudiendo aclimatar. Esto está apoyado por que los libros suelen mostrar fotos de la coloración estándar y no azul, favoreciendo así la venta.

Hay constancia de ejemplares monocromo (negro y blanco solamente), naranja y marrón.  En efecto, los neonatos tienen esta coloración negra y blanca, pero cuando ellos llegan a convertirse en adultos en cautividad es difícil confirmar este dato. Normalmente cuando se han detectado estos colores es cuando el melleri se encuentra algo molesto y se dispone manifestar una situación de tensión, por lo que habría que ver los colores en reposo del animal para confirmar este dato. Los ejemplares llamados monocromo y los adultos marrones no está verificada esta variante del color y los ejemplares encontrados pueden deberse a una situación de mala adaptación a la cautividad y ,por tanto, no lucen sus colores en estado normal en la vida en cautividad. Normalmente mucho de estos camaleones que muere antes de los dos meses por mala adaptación no le da tiempo a mostrar su verdadera coloración y por eso algunos aficionados piensan que han detectado un color especial. Es necesario tomar un tiempo prudencial de 90 días antes de poder identificar el color del animal mientras se recupera de la tensión y muestra las rayas horizontales y verticales. Hay propietarios que dicen haber identificado ejemplares naranja pero todos coinciden con un periodo de días aproximadamente inferior al de la aclimatación mínima y no es posible dar como válida esa nueva variante del color. Lo único que ha podido contrastarse validamente es un cambio de hormonas en ejemplares adolescentes que adquirieron una coloración parecida. No existen fotos conocidas de ejemplares con la coloración naranja. Si usted tiene alguno , salvaje o cautivo, con esa coloración  le rogamos que contacte con nosotros.

La transformación con la temperatura: la tolerancia a la temperatura de un melleri a otro varía de la zona de procedencia del animal. Por ejemplo la variedad más pequeña y robusta se registró en cautividad que era más sensible a temperaturas altas ( hasta 83ºF, 28ºC) que la variedad grande (93ºF,33ºC). Gracias a las observaciones que se están llevando a cabo en la cautividad nosotros aprenderemos más sobre los hábitos y necesidades de las especies de montaña y llanura baja.

JAULA PARA EL MELLERI – (Caging)

Las dos principales preocupaciones para enjaular al melleri son el espacio y la intimidad. Añádase a esto los parámetros de temperatura, humedad, tamaño de la pantalla y parecerá más un proyecto de edificio que otra cosa. El melleri es un camaleón activo por naturaleza. Alternará los momentos de solearse con buscar la sombra profunda, defenderá el territorio si es necesario. En cautividad es necesario dotarle de privacidad de tal manera que no pueda ver tránsito de personas, coches , animales , etc para que pueda sentirse con tranquilidad.

COLOCACIÓN DE LA JAULA


Antes de construir la jaula es necesario explorar la mejor ubicación de la misma, de manera que favorezca las condiciones de humedad y temperatura. Los mejores resultados se obtienen alternando jaulas de interior y jaulas de exterior, al aire libre, ya que la luz solar es indispensable para que nuestra mascota se mantenga en condiciones ideales.

Las temperaturas óptimas durante el día oscilan entre 65 y 80º F (18ºC y 26ºC).
De noche el rango térmico es de 70 y no más bajo de 50ºF (10ºC y 21ºC).
El punto más caliente entre 70 y 80ºF (27ºC y 32ºC).
Se comienzan a ver signos de estrés térmico en torno a los 83º - 90ºF (28ºC y 32ºC).
La humedad debe ser alternante entre el 20 y el 80%.

El melleri parece encontrarse bien en condiciones ambientales de humedad alternantes. Una humedad elevada de manera constante disminuye la actividad del melleri y hace que proliferen infecciones bacterianas y fúngicas. Una humedad baja de manera constante produce irritaciones, problemas de muda de piel y dificultades respiratorias.

GRADIENTES Y RAMAS


Al ser activos la jaula debe adaptarse a las condiciones de vida del melleri. La jaula debe tener un desarrollo vertical y crear un gradiente de temperatura. La presencia de un humedecedor para terrarios ayuda a incrementar la humedad ambiental en el terrario pero nunca debe proyectarse de forma directa sobre el animal o los lugares que el frecuenta y no es saludable que se halle en funcionamiento permanentemente. El melleri se siente bien cuando puede elegir la rama que más se acomoda al rango de temperatura que él desea. Existen numerosas posibilidades a la hora de introducir las ramas más adecuadas en el terrario, pueden ser naturales esterilizadas, artificiales, de marcas comerciales, etc. Se han obtenido buenos resultados forrando las ramas con Vertrap de 3M, que aumenta el agarre de las patas del animal y evita lesiones como consecuencia de la torsión en ramas que proporcionan una deficiente sujeción. Las ramas deben recorrer el terrario diagonalmente para que el animal escoja el lugar del terrario que más le plazca. Deje una distancia de seguridad de 10” (20 cm) desde el punto más alto hasta la zona de bronceado para evitar quemaduras al animal. El siguiente enlace detalla los gradientes de temperatura: Http://www.chameleonnews.com/year2002/nov2002/gradients/gradients.html

PLANTAS


El melleri es un animal omnivoro,esto quiere decir que comerá cualquier planta que se encuentre en su terrario. Para ello es necesario evitar meter dentro del terrario plantas de plástico que provocarán obstrucciones graves que pudieran acarrear la muerte o aquellas naturales que pueden llegar a ser venenosas. Por regla general se debe plantar abundantemente plantas naturales inocuas para el melleri. Las especies más usualmente plantadas engloban Ficus, photos, Scheffera, Xylosma congestum. Los siguientes enlaces muestran una lista de plantas no tóxicas para el terrario:


Advertencia: algunas plantas, a pesar de estar incluidas en la lista como no tóxicas, pueden contener savia irritante como algunas especies de Ficus y Mango. Es necesario estar atento a tallos u hojas que pudieran partirse ya que el flujo de la savia podría ser nocivo para los ojos y piel de su camaleón.

Usted puede criar plantas trepadoras alrededor de los ficus que tenga disponibles para su melleri pero estas deben ser fuertes y tupidas para evitar caidas indeseables del melleri con fatales consecuencias para él. Algunos propietarios prefieren plantar árboles frutales en el interior de terrarios que suelen ser robustos y proporcionan seguridad y alimento para su melleri, como por ejemplo guayaba y cítricos.  Es necesario indicar que hay que ser precavido y no consumir las frutas puestas a disposición del melleri ya que este porta parásitos que podrían ser transmitidos a la fruta y, en consecuencia, al hombre.

TAMAÑO DE LA MALLA


Los ejemplares muy jóvenes pueden ser alojados en jaulas recubiertas por malla fina pero cuando estos crecen es necesario utilizar un tamaño de malla más grande para evitar las lesiones de la uña o el pie. Los adultos necesitan una malla de vinilo de al menos 1 x 1,5”, pero no conviene sobrepasar el tamaño de 5” x 2” ya que el melleri podría destrozar su nariz empujando a través de la malla para intentar escapar hacia la libertad.

TAMAÑO DE LA JAULA


Si usted ha decidido albergar a este especie gigante usted debe pensar en grandes dimensiones. Por norma general usted debe construir una jaula tan grande como sea posible. El tamaño mínimo es 4 x 6 x 6 para un solo ejemplar adulto equipado con una colección de plantas vivas robustas. Las jaulas al aire libre favorecen el desarrollo físico y mental. La jaula Reptarium de 260 galones puede ser usada como jaula al aire libre temporal. Las ramas de diferente tamaño han de ser colocadas en sentido diagonal de la jaula para que el animal pueda pacer a su gusto. Es necesario dejar una distancia de seguridad desde la parte más alta donde el animal se sitúa a tomar el sol hasta el punto del foco incandescente más cercano. Todas las especie de Ficus toleran el ambiente de montaña y suelen utilizarse como ideales para el melleri.

Algunos aficionados no toleran enjaular sus melleris y adoptan una configuración interior de granja:


Si el camaleón se frota la nariz con las paredes de la jaula es debido a que no se está suministrando algo que realmente necesita: seguridad territorial, temperatura, agua, alimento,…, Debe ajustar sus cuidados para determinar que es lo que está faltando en la vida diaria de su camaleón.

REQUERIMIENTOS DE ILUMINACIÓN


Suministre la lámpara fluorescente Reptisun 5.0 en el interior del terrario debajo de un punto caluroso. Si no usa Reptisun asegúrese de utilizar un foco que contenga radiaciones UVA y UVB. Los fluorescentes de Reptisun deben ser colocados a una distancia aproximada de 6 a 8” (12 – 16cm) para una eficacia máxima y tienen que ser cambiados cada 6 meses. Imite el ciclo diario de luz solar mediante temporizadores electrónicos en ciclos de 12 horas. El melleri anda mejor cuando es expuesto a luz solar natural directa y es introducido dentro cuando el calor es extremo. No deje nunca a un camaleón estar al sol sin una supervisión continua. Es necesario tener cuidado para que no sea depredado. Para ver como los propietarios han mantenido sus camaleones en parejas:

Los problemas más comunes son las bacterias y los hongos que pueden acarrear enfermedades graves y la muerte. Examine la jaula en busca de hongos procedentes de animales muertos, heces, humedades excesivas, etc. Examine las plantas para asegurarse que el camaleón no esta consumiendo tierra de macetas, si esto fuera así, es que la alimentación no es la más adecuada por lo que deberá añadir la suplementación a la dieta. Limpie la jaula cada vez que sea necesario utilizando productos químicos neutros para bebes, Palmolive, Quatricide y Novalsan, o utilice productos de saneamiento para reptiles de venta en comercios especializados. Los camaleones cuidan su cloaca después de defecar utilizando las ramas como un cepillo duro, aunque usted no puedo verlo las ramas pueden estar muy sucias. La lejia no puede ser utilizado sobre plástico o sobre tela podría envenenar a los animales la largo plazo. Siga las instrucciones sobre la utilización del producto o enjuague todas las superficies con agua limpia y deje que se sequen antes de devolver a su melleri a su territorio.

Para más información sobre hábitat de camaleones gigantes:


Fuente autor: www.melleridiscovery.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario